B-Side Festival

Escrito por Miguel Terroso Saénz
Categoría: B-Side Festival Creado: Lunes, 22 Septiembre 2008 23:58
Visto: 2013

La cuarta edición del festival B-Side se cerró con un notable éxito artístico y de asistencia. El estadio de futbol Sánchez Canovas registro un incremento exponencial de espectadores respecto al 2007, en el que Ash y Echo & The Bunnymen no fueron reclamos suficientes para cubrir las expectativas que se había marcado la organización.

Image 

 

Quizás porque ni la propia organización se esperaba un volumen así de asistentes, lo peor de todo el festival fueron las largas colas que había que hacer para el puesto de comida. Esta circunstancia resulto ser el único pero que puede ponérsele a un evento que resulto muy disfrutable, y en que el se podían ver los conciertos cómodamente y sin agobios sobre una superficie siempre cómoda como es el césped de un campo de futbol.

 

 

El mayor reclamo del cartel eran los mancunianos Happy Mondays, no tanto por encontrarse en un buen momento artístico y de popularidad (aquellos tiempos hace lustros que ya pasaron) si no por ser el grupo de todo el festival menos asiduo a los escenarios españoles (las giras de Nada Surf por nuestro país ya son innumerables, y The Charlatans estuvieron el año pasado en el Natural Music Festival de El Ejido y en el BBK Live de Bilbao). Los grupos nacionales eran los ya veteranos Niños Mutantes y la revelación del año, Facto de la Fe y las Flores Azules.

 

Fueron estos últimos los encargados de abrir el fuego a las 9 de la noche. Los barceloneses ofrecieron un concierto ameno y entretenido con su mezcla de hip hop y pop (que algunos, en un alarde de ingenio han bautizado como hip-pop). Con una puesta en escena amable y un set-list que giró en torno casi exclusivamente a su último disco “La luz de la mañana”, Oscar Daniello y Helena Miquel buscaron siempre interactuar con el público que acudió a verles. Una agradable forma de comenzar el festival.

 

Era el turno entonces para los granadinos Niños Mutantes, ya unos referentes en el powerpop español. Abrieron su concierto con “Elévame”, single publicado en 2001, si bien se centraron en presentar las canciones de su ultimo trabajo, “Todo es el momento”, aunque también se pudieron escuchar clásicos como “Catherine”, de su primer disco, o su conocida versión del “Como yo te amo” de Rocío Jurado. Un concierto notable y con oficio.

 

Tras un Dj Set a cargo de Bez, el animador de los conciertos de Happy Mondays en el que sonaron éxitos de Primal Scream y Kasabian entre otros, salieron  a escena The Charlatans, uno de los pocos grupos que afloraron de Manchester a finales de los 80 en aquel movimiento que fue conocido como Madchester que ha sobrevivido con dignidad al paso de los años. En opinión de un servidor, dieron el mejor concierto de todo el festival. Empezaron con canciones de su mas que notable último disco, “You Cross My Path”, para después ir descargando himnos como “One To Another” (espectacular), “Here Comes a Soul Saver” “The Only One I Know” para cerrar con “How High”, canción que habrían firmado los hermanos Gallagher en los mejores tiempos de Oasis. Impresionantes.

 Image

Image 

Tras el subidón de The Charlatans pasamos al bajón de sus paisanos los Happy Mondays. Traian la fama de tener un directo muy malo, y lo cierto es que musicalmente sonaron correctos (no obstante de la formación original de la banda solo permanecen 3 miembros…y 2 de ellos no tocan ningún instrumento), pero Shaun Ryder se encontraba en un estado de forma lamentable (la parte final del concierto estuvo sentado en la tarima de la bateria) dejando muchas veces el peso vocal de las canciones en la corista. Empezaron bien con Kinky Afro y God´s Cop, pero luego perdieron fuelle hasta llegar al aburrimiento, y ni en la recta final en la que sonó “Step On” consiguieron remontar el vuelo. Y además, se dejaron sin tocar “24 Hour Party People”. El que mejor se lo paso fue Bez, el “bailarín” (nótese que va entrecomillado) que lleva saliendo con los Happy Mondays al escenario desde sus comienzos para animar al público.

 

 

Cerraron el festival Nada Surf, que ofrecieron un concierto sobresaliente. Al contrario que en su visita a Murcia hace pocos meses, en donde se concentraron en las canciones de su último disco, el reposado “Lucky”, en el B-Side tiraron de repertorio y se pudieron escuchar muchas de las grandes canciones que han ido amasando en toda su trayectoria, con una recta final espectacular con “Inside Of Love,”, “Always Love”,  su archiconocido “Popular” y la sorpresa final con “Hyperspace”, un autentico temazo que hacia mucho tiempo que no tocaban. La anécdota del concierto fue que Daniel Lorca, bajista, estuvo todo el concierto sentado en una silla, debido a un problema que tenia en una pierna. Pero aquello no deslució en absoluto un concierto soberbio.

 

 

Y así se ponía punto final a una exitosa edición del B-Side. Éxito que hay que valorarlo muy positivamente teniendo en cuenta que este ha sido el año con mas oferta de festivales (y con la competencia mas feroz) que se recuerda en este país, habiendo sufrido muchos de ellos descalabros muy importantes que van a hacer peligrar su continuidad.

 

Hasta la edición del año que viene.

 

 

 

 

INSTAGRAM