Vetusta Morla, Sevilla 3 de ábril

Escrito por Alberto Ferraris Rav
Categoría: Crónicas de conciertos Creado: Sábado, 04 Abril 2009 21:57
Visto: 1572

Image

 

Con gran expectación llegaban Vetusta Morla a Sevilla con las entradas agotadas desde hacia ya varias semanas. Poniéndose a la venta a última hora otras 50 entradas en la taquilla que seguramente serian todo un regalo para unos pocos afortunados que llevarían días lamentándose de haberse quedado rezagados.

 Image

Desde horas antes del concierto comenzaban los más fervientes seguidores a hacer cola para entrar mientras que el sol comenzaba a ocultarse y el frío comenzaba a reinar invitando a entrar a disfrutar de un cálido concierto.

 

 Con la Sevillana sala Q a rebosar un speaker anunciaba el programa para la velada, como anticipo al plato fuerte de la noche actuarían Pájaro Sunrise, y luego tras la actuación de Vetusta Morla pincharía Chema Rey, exlocutor de Radio3, y conductor durante muchos años del gran programa El boulevar que saciaba diariamente nuestro apetito (musical)  a la hora del gusanillo a eso del mediodia.

 

 Pájaro Sunrise con una corta actuación fue muy bien recibido por un público al que suponía impaciente por ver a Vetusta, y sin embargo acogió cálidamente al artista. Con un flamante nuevo disco “Done/Undone” bajo el brazo y en solitario junto a su guitarra Yuri nos desgranó una buena muestra de su trabajo.

 

Image

 Era el turno para las estrellas de la noche, el sexteto de la madrileña localidad de Tres cantos saltaba al escenario “ejerciendo  Autocrítica” un comienzo suave con su sugerente línea de bajo y batería  ambiental y contrastando con una letra en cambio agresiva que culmina en un clímax con la entrada de las guitarras. Tras ella fueron desgranando los temas de su exitoso disco ‘Un día en el mundo’, ‘Sálvese quien pueda’ cuyo comienzo recuerda al del éxito del italiano Neck y ‘Valiente’ una de sus canciones más directas. El público arengaba al grupo coreando todas y cada una de las letras de las canciones totalmente entregado, una primera fila copada por mayoría de chicas una “marea” de público que celebró escuchar las primeras notas de uno de sus composiciones más melancólicas, precisamente ‘La marea’.

Image

 

 Una de las características comunes a las canciones de Vetusta es el gran feeling que tienen algo que incita a cantar y corear las letras de sus canciones culminándolas con grandes y líricos estribillos un buen ejemplo de ellos se apreció cuando interpretaron ‘La cuadratura del círculo’.   

Image

El show de Vetusta Morla es todo un despliegue, bien estudiado y montado desplazando a la sala su propio equipo de PA, una pantalla en el fondo del escenario para las proyecciones y una cuidada iluminación ofrecen un espectáculo muy completo y es que tienen detrás un gran equipo de producción, en lo que respecta al grupo en sí, la interpretación es sólida y sin fisuras construyéndose desde la base de “El indio” a la batería y de Jorge a la percusión y programaciones.

 

Image

 

Quizás el que todo esté tan estudiado y preparado sea el único punto negativo del show que nos ofreció Vetusta Morla no dejando espacio a la espontaneidad ni a la sorpresa. Todo está muy pulido y el grupo es una máquina bien engrasada pero adoleció de la frescura que te da mostrarte más espontáneo. Tampoco ayudó que el grupo estuviera poco comunicativo con el público.

 

Con una tremenda Sharabbey Road interpretada a medias con el público se despidieron para volver por otras dos veces al escenario obligados por un público que quería más música volviendo con la lenta “Iglús” para calmar un poco al público antes de meter un poco de más caña.

 

Quizás Pucho, el cantante, se quedó sin sitio en el grupo para tocar la guitarra debido a Guillermo y a Juan Manuel (éste último también a cargo de los teclados) y digo esto porque durante todo el concierto Pucho no dejó de rasgar acordes al aire de su imaginaria guitarra. Luego también interpretaron ‘Al respirar’ canción que parece sacada del mismo “Ok computer” de Radiohead.

  Image

Un gran concierto con canciones como la electrizante 'Taxi' con su rasgueo de guitarra acompañando la voz de Pucho que se lanza en un épico estribillo son un ejemplo de todo lo que transmiten Vetusta con su música todo conseguido fruto de un largo trabajo de pulido y perfeccionamiento de sus composiciones cuidando cada pequeño detalle y matiz.

 

 Como fin de fiesta se subió Chema Rey en su nueva faceta de DJ, presentándose con la sintonía emblemática de su ‘Boulevard’ parte del público abandonaba ya la sala, otra parte apuraba la última cerveza y comentaba el concierto o se entretenía charlando, algunos se agolpaban para llevarse una camiseta de recuerdo que lucir en las próximas estaciones, mientras salía de la sala Chema nos recordaba el regreso de Prodigy.

Fotografias: Alberto Ferraris

EasyCookieInfo

INSTAGRAM