De cenar...puchero!!!-El Puchero del Hortelano, Sala el Rockero, Almería (16-2-2008)

Escrito por Miguel Ángel y Arantxa
Categoría: Crónicas de conciertos Creado: Domingo, 17 Febrero 2008 14:30
Visto: 5153

El viento que soplaba con fuerza en la capital almeriense nos llevó esa noche a la sala el Rockero convertida para la ocasión en un restaurante cinco estrellas para degustar un calentito Puchero del Hortelano.

Image 

Con algo de retraso sobre la hora de comienzo prevista salieron Patricia Ramos a la guitarra  que acompañó a Antonio Arco en un comienzo por Alegrías de su nuevo disco, Harumaki, "Alegrías a contramano". Tras este inicio de concierto el ritmo fue increscendo tanto con temas de anteriores trabajos como del nuevo destacando de este último algunas muy bailables como "Lo que pasa es que me cuelgo" o "Asuntos serios". Por "sevillanas hipotecadas" salió  a bailar una pareja del público con más voluntad que técnica. Con una sala casi llena y a favor del grupo, "el puchero del hortelano" se sentía como en casa, y es que precisamente 2 de sus componentes; J. Antonio al saxo y coros de Garucha y Jorge Cobo con la caja flamenca del Ejido eran de la tierra y no dejaron de recibir apoyo incondicional de su gente.

 Image

 

Musicalmente, la voz de Antonio quebrada y según nos contó exprimida de anteriores conciertos, sonaba con fuerza y garra acompañado en todo momento por los punteos de Patricia, los coros y percusión  de Juan Camacho y Pablo al bajo además de ser compositor de algunas de las letras que interpretaron.

 Image

La ausencia de Maui, que sin embargo está presente en el disco, fue llenada en el tema "Pareja perfecta" cuando "el Vaca" uno de los fundadores del Puchero fue invitado al escenario en uno de los momento más emotivos de la noche. 

 

Pero aún quedaba lo mejor, hasta 3 veces salieron a regalarnos bises con varios de los mejores temas del repertorio, "quiero saber", "de ovejas y corderos" y un final a la altura del concierto con "amor postal", la primera canción de la banda.

 Image

Satisfechos con la cena y el postre, nadie se fue con hambre musical esa noche a casa. 

 

Texto: Miguel Ángel Gómez Linares y Arantxa López

Fotos: Arantxa López

EasyCookieInfo

INSTAGRAM